Print

LA SEMILLA 9 DE SEPTIEMBRE DE 2018

APUNTE PASTORAL

La Biblia dice “Pues aunque andamos en la carne, no militamos según la carne; porque las armas de nuestra milicia no son carnales, sino poderosas en Dios para destrucción de fortalezas; derribando argumentos y toda altivez que se levanta contra el conocimiento de Dios, y llevando cautivo todo pensamiento a la obediencia a Cristo”. 2 Corintios 10:3-5. No importa quién o quiénes fueron los que estructuraron nuestra mente, lo importante ahora es tomar la decisión de catapultar esas estructuras y comenzar a pensar los pensamientos de Dios sobre la prosperidad espiritual, financiera, la salud, el éxito, la familia y la felicidad.

¿Cuáles son los pensamientos de Dios respecto a la prosperidad de sus hijos? La Biblia dice: “Poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que, teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente, abundéis para toda buena obra”. 2 Corintios 9:8. Esta afirmación es asombrosa en todos sus alcances, fijémonos en lo siguiente:

- El poder de Dios hará que tengamos recursos siempre; y no sólo algunas veces, o los días de quincenas.

- En todas las cosas; no sólo en los asuntos espirituales.

- Todo lo suficiente; esto significa vivir libre de escasez.

- Abundéis; esto implica sobrepasar el nivel de suficiencia.

- Para toda buena obra; esto es prosperar con la motivación correcta.

En Proverbios 3:9 y 10 encontramos una lista de promesas de Dios para nuestro bienestar financiero, meditemos en ellas. “Honra a Jehová con tus bienes, y con las primicias de todos tus frutos; y serán llenos tus graneros con abundancia, y tus lagares rebosarán de mosto”.

Este es un buen momento para hacernos esta pregunta: ¿En cuál de esos tres niveles están mis finanzas y las de mi familia? Ahora sabemos que Dios desea que estemos en el nivel de la abundancia, porque el Señor nunca se alegra que haya escasez en la casa de sus hijos, sino que Él quiere gozarse en nuestra prosperidad.

Nuestro Padre celestial es el mayor de los dadores. Nosotros nunca podemos ganarle en nada, y mucho menos en dar. Dios no se convertirá en deudor de nadie. Si le honramos, Él nos honrará.

El Señor no es el causante de la miseria y la escasez en el mundo. El Señor Jesucristo llama a satanás el ladrón y el devorador. Si quebrantamos las leyes bíblicas de la prosperidad, le estamos dando un lugar al enemigo para que nos robe y devore nuestras finanzas y, créame, él lo aprovechará.

Dios se complace tanto en dar que hace dos mil años nos envió lo mejor que había en el universo: a Su Hijo Jesús. En Romanos 8:32 la Escritura enseña una poderosa verdad al respecto: “El que no escatimó ni a Su propio Hijo, sino que lo entregó por nosotros, ¿cómo no nos dará también con Él todas las cosas?”

Lamentablemente muchos cristianos creen en Juan 3:16 y allí se detienen. Creen que Dios los amó tanto que entregó a Jesús a la muerte para salvarlos a ellos; pero no son capaces de creer que ese amor perfecto quiere darles también todas las cosas.

Dios no es un mezquino, no está en la banca rota ni tampoco se complace cuando sus hijos están pasando por la escasez financiera. Dios quiere que estemos enriquecidos en todas las cosas y que no nos falte nada. Cuando Cristo murió en la Cruz y resucitó de entre los muertos estaba conquistando al poder de las tinieblas para darnos la libertad en todas las áreas de nuestra vida, por su puesto que la financiera también. La voluntad de Dios es que usted viva en la prosperidad financiera. La Biblia dice: “Amado, yo deseo que seas prosperado en todas las cosas y que tengas salud, así como prospera tu alma” 3 Juan 2. ESTA ES UNA BUENA SEMANA, LOS BENDIGO.

LA FAMILIA

Dios nos revela en Su Palabra el rol de los esposos y las esposas. Si obedecemos lo que la Biblia dice acerca de la relación de los padres y los hijos, muchas de las dificultades que las familias están enfrentando en la vida diaria, se disiparía. ¿Qué dice Dios?

Esposos, amen a sus esposas, así como Cristo amó a la iglesia y se entregó por ella para hacerla santa. Él la purificó, lavándola con agua mediante la palabra, para presentársela a sí mismo como una iglesia radiante, sin mancha ni arruga ni ninguna otra imperfección, sino santa e intachable. Así mismo el esposo debe amar a su esposa como a su mismo cuerpo. El que ama a su esposa se ama a sí mismo, pues nadie ha odiado jamás a su propio cuerpo; al contrario, lo alimenta y lo cuida, así como Cristo hace con la iglesia, porque somos miembros de su cuerpo. “Por eso dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su esposa, y los dos llegarán a ser un solo cuerpo”. Esto es un misterio profundo; yo me refiero a Cristo y a la iglesia. En todo caso, cada uno de ustedes ame también a su esposa como a sí mismo, y que la esposa respete a su esposo”. Efesios 5:25-33.

“De igual manera, ustedes esposos, sean comprensivos en su vida conyugal, tratando cada uno a su esposa con respeto, ya que como mujer es más delicada, y ambos son herederos del grato don de la vida. Así nada estorbará las oraciones de ustedes”. 1 Pedro 3:7.

“Esposas, sométanse a sus esposos como al Señor. Porque el esposo es cabeza de su esposa, así como Cristo es cabeza y salvador de la iglesia, la cual es su cuerpo. Así como la iglesia se somete a Cristo, también las esposas deben someterse a sus esposos en todo”. Efesios 5:22-24.

“Así mismo esposas, sométanse a sus esposos, de modo que si alguno de ellos no creen en la palabra, puedan ser ganados más por el comportamiento de ustedes que por sus palabras”. 1 Pedro 3:1.

PRINCIPIOS PARA UNA VIDA TRIUNFANTE

“Yo os he entregado, como lo había dicho a Moisés, todo lugar que pisare la planta de vuestro pie.

Desde el desierto y el Líbano hasta el gran río Eúfrates, toda la tierra de los heteos hasta el gran mar donde se pone el sol, será vuestro territorio.

Nadie te podrá hacer frente en todos los días de tu vida; como estuve con Moisés, estaré contigo; no te dejaré, ni te desampararé. Esfuérzate y sé valiente; porque tú repartirás a este pueblo por heredad la tierra de la cual juré a sus padres que la daría a ellos. Solamente esfuérzate y sé muy valiente, para cuidar de hacer conforme a toda la ley que mi siervo Moisés te mandó; no te apartes de ella ni a diestra ni a siniestra, para que seas prosperado en todas las cosas que emprendas.

Nunca se apartará de tu boca este libro de la ley, sino que de día y de noche meditarás en él, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en él está escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien”. Josué 1:3-8.

Actúe yendo tras lo mejor de la vida. Haga que las cosas ocurran, cambie las cosas que no armonizan con el estilo de vida que Dios diseñó para usted. No se contente con el fracaso y no siga de fracaso en fracaso.

A las orugas las han puesto una tras otras formando un circulo, con alimento en el centro. Ellas seguirán una tras otra hasta que se mueren de hambre, con tanta comida a su distancia tan cercana que pueden olerla.

La pérdida más lamentable que usted puede tener es permitir que su vida se malgaste bajo influencias, dominios o liderazgos de alguien que es negativo.

La única persona que puede restringir su progreso, obstruir su felicidad, salud, éxito o prosperidad es la persona que toma sus decisiones. Su vida depende de usted, de nadie más.

La fuerza de una cadena no es medida por el eslabón más fuerte, realmente está limitada por el más débil.

El mundo está lleno de personas capaces con talentos y dones necesarios para subir hasta lo más alto en la vida. Pero, viven en lo más bajo porque les falta la voluntad necesaria para hacer un inventario de sí mismos y para actuar decididamente.

Alguien dijo que lo que determina el ganador no es el tamaño del perro en la pelea sino el tamaño de la pelea en el perro.

EL MENSAJE DOMINICAL

Tema Principal: JUSTIFICADOS GRATUITAMENTE POR LA FE.

Texto Principal: Romanos 3:21-31; 5:1

Introducción: La justificación es una forma de vida. Es el más alto honor, la más alta posición que nosotros podamos disfrutar como hijos de Dios. Aceptar la justicia de Dios nos libera de la condenación del pecado, nos permite vivir saludables, prósperos financieramente y con una nueva identidad. Las tormentas de la vida se detendrán cuando ejerzamos presión sobre ellas con la Palabra de Dios y el poder del Espíritu Santo que habita en nosotros.

I. JUSTIFICADOS POR LA GRACIA DE DIOS Romanos 3:24.

La justicia es un regalo gratis de Dios, provisto por Cristo Jesús en el Calvario a través de Su sacrificio expiatorio. La justicia de Dios la recibimos por Su gracia.

1. La justicia de Dios por la fe en Cristo. Romanos 3:22.

2. Cristo, tomó nuestro lugar, cargó con nuestros pecados y maldiciones y padeció por nosotros “Porque también Cristo padeció una sola vez por los pecados, el justo por los injustos, para llevarnos a Dios” 1 Pedro 3:18.

3. La justicia es lo que usted es, es Dios en nosotros. No es la forma como usted se comporta, sino su posición en Cristo.

4. La justicia de Dios obra en usted, es suya por medio de la fe. Romanos 3:21-25.

II. TENEMOS LA HABILIDAD PARA ESTAR EN LA PRESENCIA DE DIOS.

Ser justificado es: Tener la habilidad para estar en la presencia del Padre Dios sin sentimiento de culpa, pecado, condenación o inferioridad. La justicia es un atributo de Dios. Dios es justo. Romanos 5:1; 3:21-26.

1. La palabra traducida por justicia literalmente significa “estar justificado”. Es estar justificado con Dios.

2. Jesús es el Mediador entre Dios y el hombre. 1 Timoteo 2:5.

3. Esto es una condición posicional, Dios nos libró y nos trasladó del reino de las tinieblas al Reino de Su amado Hijo. Colosenses 1:13.

4. Esto sucedió cuando nacimos de nuevo, fue el día que aceptamos a Jesús como nuestro Señor y Salvador personal Juan 1:12-13; 3:3,5.

5. Cuando un hombre acepta a Jesús como su único y suficiente salvador, es trasladado a la posición de hijo de Dios. Gálatas 4:7. Esto es posible gracias a la Justicia de Dios en nosotros.

III. NUESTROS PRIVILEGIOS EN CRISTO.

Consecuentemente con la justificación usted tiene especiales privilegios, derechos y libertades en Cristo Jesús. Por ser un hijo legítimo de Dios, usted es su heredero. Romanos 8:17; Gálatas 4:7.

1. Ahora puede estar en la presencia de Dios libre de todo sentimiento de indignidad, culpa y condenación. Usted es miembro de la familia de Dios. Romanos 8:16.

2. Usted tiene el derecho legal de usar el Nombre de Jesús en oración. La Biblia dice: “…todo lo que pidieres al Padre en mi Nombre, Él lo concederá”. Juan 16:23.

3. Usted puede hacer las obras que Cristo hizo. Juan 14:12.

IV. NUESTRA POSICIÓN EN CRISTO.

Reconozcamos la posición que ahora tenemos en Cristo, así como Jesús reconoció su posición como Hijo de Dios cuando vivió aquí en la tierra.

1. El conocía sus derechos en el Reino de Dios, Él nunca dudó de poner las manos sobre las personas necesitadas y orar por ellos bendiciéndolos. Usted puede hacer lo mismo.

2. Tenemos un acta de derechos celestiales, el Nuevo Testamento, el cual dice: “Pondrán las manos sobre los enfermos y sanarán” Marcos 16:18.

3. Desarrollemos la conciencia de justicia en nosotros y nuestra vida de oración cambiará.

4. Reconozcamos el amor del Padre y acerquémonos confiadamente (con confianza, sin temor) al trono de la gracia. Hebreos 4:16; 1 Juan 5:14-15. Su justicia es por la fe en Cristo Jesús. Rom. 3:21-26.

Conclusión: Cuando usted descubre su posición en Jesús toda su existencia, su salud, su vida financiera, tomará un nuevo significado. Las tormentas de la vida se detendrán cuando usted ejerza presión sobre ellas con la Palabra de Dios y el poder del Espíritu Santo que habita en usted. Usted reinará como un rey bajo su Señor y Salvador, Jesús de Nazaret. Aleluya.

LA MÁXIMA

“¿No te he dicho que si crees verás la gloria de Dios?” JESÚS DE NAZARET

LA CONFESIÓN DIARIA

Soy hijo de Dios, redimido, justificado y bendecido con toda bendición espiritual. Cosas tremendas hará Dios conmigo, Este es un buen día. SOY BENDECIDO.

DESCARGAS

Descargue La Semilla del domingo 9 de Septiembre de 2018

Descargue el audio de la Predicación dominical del 9 de Septiembre de 2018

LECTURAS DIARIAS

Lunes

Job 30

Martes

Job 31

Miércoles

Job 32

Jueves

Job 33

Viernes

Job 34

Sábado

Job 35

Domingo

Job 36

NUESTRAS ACTIVIDADES

PAI sede Principal

Jueves: 6:30 pm Reunión de Oración e interseción.

Domingo: 7:00 am y 9:00 am Escuela Dominical. 4:00 Reunión de Oración.

PAI sede Contador

Martes: 9:00 am Ayuno.

Sábado: 9:00 AM Ministración con énfasis en el Mensaje Dominical.

Domingo: 11:00 am Escuela Dominical.

Oremos por el ministerio radial de PAI. Todos los días por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM. A las 5:00 de la mañana. Los domingos la transmisión de la Escuela Dominical a partir de las 10:00 a.m. por AMBIENTE ESTÉREO 88.4 y por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM.

Sintonice todos los días a partir de las 9:00 de la noche AL QUE CREE TODO LE ES POSIBLE por Ambiente estéreo 88.4 FM y Emisora Nuevo Continente 1460 AM. Gracias por su ofrenda para este ministerio; usted y yo conformamos este equipo para bendecir a miles de oyentes.

Contáctenos

Sede Principal , Calle 17A # 33 - 61, Barrio Cundinamarca, Teléfonos: 7442851 - 2476106

Sede Norte, Calle 135 # 17A - 39, Barrio Contador, Teléfono: 8120058

Bogotá D.C. Colombia - E-mail: This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.