Print

LA SEMILLA 24 DE JUNIO DE 2018

APUNTE PASTORAL

“Jehová me respondió y dijo: Escribe la visión, y declárala en tablas, para que corra el que leyere en ella. Aunque la visión tardará aún por un tiempo, mas se apresurará hacia el fin, y no mentirá; aunque tardare, espéralo, porque sin duda vendrá, no tardará” Habacuc 2:2-3.

Cuando el Señor nos habla de invertir cierta cantidad de dinero en Su Reino, no lo hace solamente para mejorar la situación económica de la iglesia; sino que Él está levantando finanzas para nuestro propio futuro, para el tiempo en que nuestra visión, sueños y proyectos sean hechos realidad.

La visión que cada uno de nosotros tengamos acerca de nuestra familia, ministerio y los negocios es la que nos impulsa hacia las nuevas dimensiones de la vida. Para que la visión se cumpla, se necesitan recursos económicos, y Dios quiere proveernos todo lo que se necesita para que nuestro gozo sea cumplido. La Biblia dice: “Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta conforme a sus riquezas en gloria en Cristo Jesús”. Filipenses 4:19. Recuerde esta verdad: Dios no nos provee conforme a nuestras necesidades, sino conforme a sus riquezas. Repase estos principios:

1. Si desea prosperar es urgente renovar su mente y solo lo logrará a través del estudio y la obediencia de la Palabra de Dios.

2. Dios quiere prosperarlo incluso de una forma más abundante de lo que usted mismo desea o se imagina.

3. El futuro de sus finanzas y las de su familia depende en gran parte de su obediencia a los principios bíblicos. Por eso le conviene empezar hoy mismo a conocer y practicar esos principios bíblicos.

4. Dios no va a empezar a hacer milagros en el área financiera solamente porque usted tiene una necesidad. Es necesario tener fe en Su Palabra para poder agradarle a Él y ver Su provisión sobrenatural manifestarse en su vida y familia.

Su cuadro mental cambiará totalmente en lo que concierne a las finanzas desde el momento que se disponga a creerle a Dios y a obedecer estos principios. Este cuadro es una proyección de lo que usted aprende de la Biblia, es la semilla de fe de Dios obrando en su vida. Esta semilla es la fe que viene por el oír la Palabra de Dios y obedecerla.

El poder que usted tiene para pensar es su fuerza para tener fe. Su fe es la visión o el cuadro que ve en su mente o espíritu, basado en lo que la Biblia dice acerca de usted mismo. Es el cuadro que representa las posibilidades milagrosas que existen con Dios obrando en usted.

Usted tiene ahora una nueva identidad en Cristo. Su nueva identidad se ha hecho posible debido a que Jesucristo, como sustituto suyo, murió en su lugar con el fin de liberarlo de la condenación y castigo que sus pecados merecían.

Ahora usted ha sido restaurado con Dios. Nada jamás puede interponerse entre usted y Dios para acusarle, amenazarle con juicio o llenarle con culpa, temor o inferioridad. En consecuencia, ahora que usted ha sido restaurado, es la nueva creación maravillosa que Dios diseño originalmente; por lo tanto, póngase de pie como un representante viviente de Dios obrando en esta tierra. Este es el único modo que Dios tiene de realizar en usted Su sueño, Su ideal original.

De esa forma “Emmanuel” (Dios con nosotros) se vuelve a mostrar ahora en usted como lo hizo en Jesucristo. Ahora usted está como en casa con Dios y Dios está a gusto con usted, lo cual era su sueño para usted.

Dios es bueno y afluente, Él quiere que usted disfrute las cosas buenas que Él creó en este planeta. Tenga en cuenta que Dios debe ocupar siempre el primer lugar en su vida. Deuteronomio 8:18. ESTA ES UNA BUENA SEMANA, CON DIOS TODO ES POSIBLE. LOS BENDIGO.

LA FAMILIA

La tendencia a la feminización de nuestra cultura ha traído a la iglesia grandes sufrimientos. Puesto que los hombres han renunciado a su papel de jefes espirituales de sus familias, más y más la responsabilidad dentro de la iglesia ha recaído sobre las mujeres. Los hombres de esta manera han desertado de su puesto. Entregan en manos de sus esposas cosas tales como el culto familiar, la actividad de la iglesia, la educación de los hijos. Esto llega a ser un círculo vicioso. Las cosas que tienen que ver con la vida espiritual han tomado una imagen femenina.

Que diferencia es esto del cristianismo del Nuevo Testamento. Los hombres dejaban a un lado lo que estuvieran haciendo para seguir a Jesús; sufrían incomprensión, injuria, persecución, y aun la muerte porque habían encontrado en él a un Señor que les exigía lealtad y amor extremos. ¿Pueden imaginarse a Pedro invitando a su mujer al Templo para que hiciera la defensa del Camino Cristiano ante el Sanedrín? ¿O a Pablo dejando que su hermana administrara las ofrendas que habían sido recolectadas para los santos en Jerusalén? No se equivoquen: Las mujeres desempeñaron un papel vital dentro de la iglesia primitiva; la propagación del Movimiento se debió en gran parte a su trabajo y a su testimonio fiel. Pero el “gobierno” de la iglesia estaba en manos de los hombres. Ellos no descargaron esta responsabilidad sobre sus mujeres.

La iglesia recobrará poder y autoridad espiritual en razón directa al hecho de que los hombres reasuman su lugar como dirigentes. Una iglesia que cuenta con hombres que se reúnen en las horas tempranas de la mañana para orar; que tiene hombres para enseñar en la Escuela dominical; que aparta a algunos hombres consagrados para que salgan a visitar a sus propios miembros y a los que no pertenecen a la iglesia; que forman un equipo de trabajo sólido junto con el pastor para ayudarlo a establecer el reino de Dios, esta es la iglesia que reestablecerá el equilibrio que Dios había planeado para el Cuerpo de Cristo.

PRINCIPIOS PARA UNA VIDA TRIUNFANTE

Desde el momento que usted aceptó al Señor Jesucristo como su Salvador personal, recibió la vida de Dios, fue hecho de nuevo, usted es la Nueva Creación en Cristo. Ahora Usted puede actuar junto a Dios quien lo creó y lo valora. Ahora Dios puede habitar en usted y vivir en y a través suyo, que es su plan original.

Tome un tiempo a solas con Dios en este momento y póngase de rodillas y haga esta oración en voz alta: Oh Dios, mi Padre, fuiste Tú quien maravillosamente me creaste, a Tu imagen y semejanza. Mi vida tiene un gran valor. Yo sé que jamás debo destruir lo que Tú creaste. Jamás debo despreciar lo que Tú valoras ni aborrecer lo que Tú amas. Ahora conozco que fui hecho para caminar contigo. Jamás fui creado para la soledad, la enfermedad, la inferioridad ni la culpabilidad. Al ignorar Tu vida y Tu amor, no presté atención a Tú integridad ni a tu honor. Esto me ha separado de Tú vida y de Tú bondad. Sin tu vida, todo lo que me queda es el deterioro y la muerte. Oh Padre celestial he visto que, cuando Tú me creaste, soñabas con vivir en mi. Tuviste tanto amor hacia mí, que encontraste un modo de salvarme del deterioro y de la muerte.

Tú diste a Tu Hijo Jesucristo para que viniera a este mundo. Él fue tentado en toda forma posible pero nunca pecó. El jamás desconfió en Tu Palabra ni negó Tu integridad: Fue perfecto y sin pecado.

Cuando murió en la cruz, Él vino a ser mi sustituto, sufriendo el castigo merecido por todos mis pecados. Aquí y ahora, yo me identifico con Jesucristo. Cuando Él murió, mi antigua vida pecaminosa murió. Cuando Cristo fue sepultado, mi antigua vida pecaminosa fue sepultada. Cuando Jesucristo resucitó de entre los muertos en una vida nueva, Él estaba ofrendando su vida nueva para mí. Padre gracias por Su gran amor. En el nombre de Jesucristo Amén.

EL MENSAJE DOMINICAL

Tema Principal: EL ESPÍRITU SANTO NOS ANHELA.

Texto Principal: Salmo 73:25; Deuteronomio 32:11; Mateo 1:18; Lucas 1:26-38

Introducción: “Como el águila que revolotea sobre su nido y anima a sus pequeños a volar, así él abrió sus alas, lo agarró y lo cargó en sus plumas”. (Versión de la Palabra de Dios para Todos)

I. SER HALLADO POR EL ESPÍRITU SANTO ES ESTAR LLENO DEL ESPÍRITU SANTO.

En Mateo 1:18 leemos que “se halló que María había concebido por el Espíritu Santo”. Ser hallado por el Espíritu Santo es lo más precioso que uno pueda experimentar.

1. La diferencia está entre la unción de una persona y la experiencia de otro por un toque o simplemente la transmisión de la unción.

2. La gente va de un lado para otro para recibir un toque de alguien, en vez de recibir directamente la llenura del Espíritu Santo.

II. CONCIBIENDO DEL ESPÍRITU SANTO Mateo 1:18-21.

Concebir del Espíritu Santo es lo que hace la diferencia. El que ha concebido del Espíritu Santo, vive en el Espíritu, camina en el Espíritu, desea las cosas del Espíritu, tiene la mente del Espíritu y se vuelve una fuente para otros.

1. Así como una esposa concibe de su esposo, nosotros, los hijos de Dios podemos concebir en nuestro espíritu del Espíritu Santo, y esto se refleja en nuestra alma y cuerpo.

2. María fue llena del Espíritu Santo, ahora tenía la vida de Jesús en ella levantándose; esto es lo que hace el Espíritu Santo en nosotros. Lucas 1:39-45.

3. La iglesia y los pastores necesitamos concebir para levantarnos a las montañas de oración.

4. María llego a la casa de Zacarías y Elizabet, y en el momento la criatura saltó en su vientre; y Elizabet fue llena del Espíritu Santo. Lucas 1:41. Cuando usted ha concebido y llega a algún lugar, la gente comenzará a saltar y será llena del Espíritu Santo. Lucas 1:44.

III. PASOS PARA DAR A LUZ.

En Santiago 1:14-15 encontramos los pasos del que es atraído en el alma y cae en pecado. Estos pasos son dentro del alma y lo mismo sucede con el espíritu: Es atraído, seducido, Concibe y Da a luz.

Es en nuestro espíritu regenerado donde el Espíritu Santo implanta Su Simiente de la misma manera como la virgen María concibió en su vientre y dio a luz al Señor Jesucristo. Por el Espíritu Santo, nos embarazamos de los milagros. Para concebir del Espíritu Santo, sucede lo mismo que con el alma o el cuerpo:

1. Atracción: El Espíritu Santo nos atrae y comenzamos a correr en pos de Él. “Atráeme; en pos de ti correremos. El Rey nos ha metido sus cámaras; nos gozaremos y alegraremos en ti…” Cantares 1:4. Esto sucede por ser tocados por Él, nuestra vida se estremece y hay una sensación de bienestar porque estamos siendo seducidos por Él.

2. Seducción: “Me sedujiste, oh Jehová, y fui seducido; mas fuerte fuiste que yo, y me venciste; …” Jeremías 20:7. El amor de Dios se manifiesta en nuestro espíritu, alma y cuerpo. Es en las cámaras del Rey donde empezamos a gustar más íntimamente del Señor Jesús. Jeremías 23:18.

a. Es en el secreto de Sus cámaras donde hay revelación de Su Palabra. “Pero si ellos hubieran estado en mi secreto, habrían hecho oír mis palabras a mi pueblo, y lo habría hecho volver de su mal camino, y de la maldad de sus obras”. Jeremías 23:22. La Palabra de Dios es Espíritu y vida.

b. Es en Sus cámaras donde el Espíritu Santo nos da la revelación de las Palabras de Jesús.

c. El Espíritu Santo le dice a la iglesia: “¡Que hermosa eres y cuán suave, oh amor deleitoso!” Cantares 7:6.

d. Jamás quisiera uno salirse de Su presencia. David dijo: “Todas tus olas y tus ondas han pasado sobre mí” Salmo 42:7; “Una cosa he demandado al Señor, esta buscaré; que esté yo en la casa del Señor todos los días de mi vida, para contemplar la hermosura del Señor y para inquirir en Su templo¨. Salmo 27:4.

3. La concepción: después que somos atraídos y seducidos, concebimos. Este es un paso más profundo. Lucas 1:34, 35. María dijo: “He aquí la sierva del Señor; hágase conmigo conforme a tu palabra”

4. Dar a luz: El milagro se va a manifestar, ese niño nacerá. Ninguna mujer embarazada se ha quedado embarazada para siempre. Una vez se haya concebido del Espíritu Santo, daremos a luz de acuerdo a la Simiente sobrenatural que El Espíritu Santo implantó en nuestro espíritu.

Conclusión: “El Espíritu Santo nos anhela celosamente”. Santiago 4:5. Él nos desea. De la misma manera que el rey David expresó su amor por la presencia de Dios nosotros debemos expresarnos delante del Señor. David dijo: “Mi alma tiene sed de ti” Salmo 42; “Mi alma tiene sed de ti, mi carne te anhela” Salmo 63:1; “…y fuera de ti nada deseo en la tierra”. Salmo 73:25. El rey David satisfizo su sed de Dios, también el Señor satisfará nuestro espíritu, alma y cuerpo con Su Gloria. Juan 7:37-39.

LA MÁXIMA

“Puedo hacer todo a través de Cristo, que me fortalece” Filipenses 4:13.

LA CONFESIÓN DIARIA

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. Cosas tremendas hará Dios conmigo. Este es un buen día. SOY BENDECIDO.

DESCARGAS

Descargue La Semilla del domingo 24 de Junio de 2018

Descargue el audio de la Predicación dominical del 24 de Junio de 2018

LECTURAS DIARIAS

Lunes

1 Crónicas 18

Martes

1 Crónicas 19

Miércoles

1 Crónicas 20

Jueves

1 Crónicas 21

Viernes

1 Crónicas 22

Sábado

1 Crónicas 23

Domingo

1 Crónicas 24

NUESTRAS ACTIVIDADES

PAI sede Principal

Jueves: 6:30 pm Reunión de Oración e interseción.

Domingo: 7:00 am y 9:00 am Escuela Dominical. 4:00 Reunión de Oración.

PAI sede Contador

Martes: 9:00 am Ayuno.

Sábado: 4:00 pm Ministración con énfasis en el Mensaje Dominical.

Domingo: 11:00 am Escuela Dominical.

Oremos por el ministerio radial de PAI. Todos los días por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM. A las 5:00 de la mañana. Los domingos la transmisión de la Escuela Dominical a partir de las 10:00 a.m. por AMBIENTE ESTÉREO 88.4 y por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM.

Sintonice todos los días a partir de las 9:00 de la noche AL QUE CREE TODO LE ES POSIBLE por Ambiente estéreo 88.4 FM y Emisora Nuevo Continente 1460 AM. Gracias por su ofrenda para este ministerio; usted y yo conformamos este equipo para bendecir a miles de oyentes.

Contáctenos

Sede Principal , Calle 17A # 33 - 61, Barrio Cundinamarca, Teléfonos: 7442851 - 2476106

Sede Norte, Calle 135 # 17A - 39, Barrio Contador, Teléfono: 8120058

Bogotá D.C. Colombia - E-mail: This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.