Print

LA SEMILLA 29 DE OCTUBRE DE 2017

APUNTE PASTORAL

“Nadie te podrá hacer frente en todos los días de tu vida; como estuve con Moisés, estaré contigo; no te dejaré ni te desampararé” Josué 1:5. ¿QUÉ ES LO QUE USTED DESEA? Sólo cuando usted sabe lo que quiere, puede definir el éxito en términos personales. Supongamos que la vida puede dividirse en cuatro áreas generales: Los negocios, la vida social, la vida familiar y la vida espiritual. Cualquier persona puede buscar y alcanzar el éxito en todos estos campos simultáneamente.

Su vida en los negocios: Hay muchas formas de alcanzar el éxito en el mundo de los negocios. La acumulación de dinero es la más obvia. Un escenario en su trabajo es otra. Lo mismo puede decirse de una recompensa por una tarea bien hecha. La orgullosa sensación de haber hecho un buen trabajo es sinónimo de éxito. Reducir el costo de ensamble de un automóvil, una lavadora o un simple gancho para el pelo también constituye un triunfo. Lograr que una fábrica o una oficina funcione más efectivamente es otra manera de alcanzar el éxito. Estos son solo unos ejemplos tomados al azar para darle una idea de las muchas formas en que usted puede triunfar en su mundo de los negocios.

Su vida social: Hacer amigos sinceros, ganarse el respeto de los demás, afiliarse a grupos y organizaciones que vayan de acuerdo con sus ideas y con su personalidad, son algunas de las metas que usted debe tratar de alcanzar en su vida social.

Su vida familiar: Su hogar es algo más que su castillo. Es el sitio en que usted puede encontrar paz y alegría; su sosegado lugar de reposo fuera del ajetreo constante del mundo exterior. Ahí usted debe disfrutar de los momentos más gratos que la vida puede ofrecer. Es la única área donde usted debe encontrar un sentido de permanencia y estabilidad; un lugar para reabastecerse y recobrar las fuerzas para el día siguiente. Sin una buena vida familiar, sus días en la tierra serán mucho menos plenos de lo que deberían ser. Lograr el éxito en su vida familiar le proporcionará verdadera felicidad y paz de espíritu.

Su vida espiritual: En la vida espiritual está nuestra relación con Dios, no basada en la religiosidad ni el legalismo, sino en la fe que nace por la Palabra de Dios, la oración y el compromiso de cumplir el propósito por el cual fuimos creados. Dios nos creó para que lo representemos aquí en la tierra, ganemos gente y recuperemos la tierra estableciendo así Su Reino.

Los valores morales y espirituales junto con el arte, la música y la satisfacción de cada una de nuestras necesidades interiores.

Es relativamente fácil lograr el éxito en todas estas áreas de la vida. Es más fácil que llevar una vida estéril, de lucha y frustración, vacío y fracaso. Para triunfar se necesita exactamente la misma cantidad de energía que se necesitan para fracasar.

Decida qué es lo que usted desea en lo personal. Son sus ideas personales sobre estos asuntos que hacen que el éxito para usted sea distinto que para cualquier otra persona. Puede ser dinero, fama, tranquilidad familiar, conocimientos o posesiones materiales lo que usted anhele, y cualquiera de estas metas o todas juntas las puede lograr con la ayuda de Dios y el compromiso que usted tenga para alcanzarlas. Piense qué es lo que quiere y vaya en busca de ello. ESTA ES UNA BUENA SEMANA, LOS BENDIGO.

LA FAMILIA

Los hombres desean tener hijos obedientes, pero ellos mismos no son obedientes a Dios. Ernesto Duque de Gotha, acostumbraba decir: “Si un príncipe desea tener súbditos obedientes, el príncipe mismo debe ser obediente a Dios.” Pero del mismo modo como hay gobernantes que esperan lealtad fiel de parte de sus súbditos y renuncian a rendirle lealtad al Rey de reyes, así también hay innumerables padres que presumen en la misma forma. Tal manera de gobernar mina toda obediencia. Así también, un método semejante de criar niños, echa las bases para el desorden.

El departamento de policía de Houston, Texas, publicó una lista de “doce reglas para criar niños delincuentes”. A través de toda esta obra irónica hallamos la repetición del ejemplo de los padres:

1. Comience en la infancia dándole al niño todo lo que desee. De este modo crecerá con la idea de que el mundo está en deuda con él.

2. Cuando aprenda palabras feas, celébrelo con risas. Esto le hará pensar que es ingenioso. También esto le alentará a aprender frases “más ingeniosas” que más tarde habrá de producirle a usted dolores de cabeza.

3. Nunca le de instrucción espiritual alguna. Espera hasta que él tenga 21 años y entonces déjele decidir por sí mismo.

4. Evite el uso de la palabra “incorrecto”. Puede desarrollarle un complejo de culpabilidad. Esto lo preparará para que más tarde, cuando sea arrestado por robar un automóvil, crea que la sociedad está en su contra y que se le persigue.

5. Recoja todo lo que él deje por allí botado (libros, zapatos y ropa). Hágale todas las cosas de modo que él se acostumbre a echar toda la responsabilidad sobre otros.

6. Déjelo que lea cualquier material impreso sobre el cual ponga sus manos. Preocúpese de que el servicio de mesa y los vasos estén esterilizados, pero deje que su mente se deleite en la basura.

(Continuarán en la próxima Semilla)

PRINCIPIOS PARA UNA VIDA TRIUNFANTE

Un hombre de negocios oraba por las multitudes de seres humanos en la tierra que todavía desconocen las verdades bíblicas. Entonces le preguntó a Dios: “Señor, ¿Qué estas haciendo para remediar esa situación? ¿Va a dejar que toda esa gente muera? Él cuenta que Dios le respondió: “Hijo, yo he hecho todo lo que se puede hacer. Yo te di a Cristo; te di Su nombre, te di Su poder, Su amor, y su autoridad. ¡Ahora depende de ti!

Muchos cristianos no son conscientes de la realidad de la presencia de Dios en sus vidas. Dios con todo su poder y autoridad vino a vivir en el corazón de todo creyente en Cristo. Esto significa que el Rey de reyes y Señor de señores está viviendo en el creyente. Donde esta el Rey, ahí está también Su Reino.

La Biblia dice que en cierta ocasión Cristo fue “preguntado por los fariseos cuándo había de venir el reino de Dios, y Jesús les dijo: El reino de Dios no vendrá con advertencia, ni dirán: “Helo aquí”, “Helo allí”, porque el reino de Dios está entre vosotros” Lucas 17:20-21.

El reino de Dios está dentro de usted. Así que mire a Dios y a Su reino dentro de usted, con el fin de transformar toda posibilidad en una realidad.

Cuando Cristo habló a una multitud que buscaba e indagaba, le dijo: “Buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas” Mateo 6:33, en otras palabras: cuando reconoce que Dios ha venido a vivir en usted y a actuar por medio suyo; y cuando sabe que nada se interpone entre usted y Dios, entonces obtiene el éxito porque habrá reconocido que ahora todo le pertenece como colaborador o colaboradora de Dios.

Usted tiene el derecho de escoger aceptar el reino de Dios y Su justicia y de caminar como la persona que Dios quiso que fuera cuando lo creó o puede escoger la pobreza, la inseguridad, el temor, la enfermedad, la infelicidad, la soledad o la depravación. La decisión es suya y esta bajo su control.

La Biblia dice: “Mira, yo he puesto delante de ti hoy la vida y el bien, la muerte y el mal, porque yo te mando hoy que ames a Jehová, tu Dios, que andes en sus caminos y guardes sus mandamientos, sus estatutos y sus decretos, para que vivas y seas multiplicado, y Jehová tu Dios te bendiga en la tierra a la cual vas a entrar para tomarla en posesión… a los cielos y a la tierra llamo por testigos hoy contra vosotros, de que os he puesto delante de ti la vida y la muerte, la bendición y la maldición; escoge, pues, la vida, para que vivas tú y tu descendencia, amando a Jehová, tu Dios, atendiendo a su voz y siguiéndolo a él, pues él es tu vida, así como la prolongación de tus días, a fin de que habites sobre la tierra que juró Jehová a tus padres, Abraham, Isaac y Jacob, que les había de dar” Deuteronomio 30:15-20 Amén.

EL MENSAJE DOMINICAL

Tema Principal: LA HIJA DE ABRAHAM, HEREDERA DE LAS BENDICIONES DEL PACTO.

Texto Principal: Lucas 13:10-17; Gálatas 3:29.

Introducción: Los pactos dados por Dios son literales, eternos y dependen solamente de la integridad de Dios para su cumplimiento, deben ser considerados incondicionales en carácter.

Cuando Dios hizo pacto con Abraham, ocurrieron algunos hechos sorprendentes. Entre estos podemos citar el cambio de nombres de Abram y Sarai por Abraham (un príncipe de Dios) y Sara (Princesa de Dios). En otras palabras, Él los elevo al rango de la familia real antes de cortar el pacto con ellos.

I. EL ALCANCE DEL PACTO DE DIOS CON ABRAHAM.

El Pacto Abrahámico en el cual se basan los Judíos y los Cristianos es el documento más maravilloso que existe. Génesis 17.

1. Este pacto ató a Abraham y a sus descendientes en lazos inquebrantables con Jehová, y ligó a Jehová con Abraham y sus descendientes con la misma prenda solemne.

2. Dios se obligó así mismo, Su integridad, santidad y omnipotencia quedaron comprometidas.

II. LAS BENDICIONES DEL PACTO DE DIOS CON ABRAHAM.

Violar el Pacto, traería consecuencias lamentables. Si Abraham y su descendencia permanecían en el Pacto con Dios, todas estas bendiciones se manifestarían permanentemente sobre sus vidas.

1. Dios estaba obligado a protegerlos de los ejércitos de las otras naciones enemigas.

2. Dios estaba obligado a cuidar de que sus tierras produjeran abundantes cosechas.

3. Dios estaba obligado por el Pacto a cuidar de que los ganados y los rebaños se multiplicaran. Éxodo 12:30-36. La mano de Dios estaba continuamente sobre ellos para bendecirlos.

4. Ellos llegaron a estar a la cabeza de las demás naciones, aún financieramente. Jerusalén se convirtió en la ciudad más rica que el mundo jamás haya conocido. Sus colinas fueron irrigadas, y sus valles abundaban en riquezas. No había ciudad como aquella, ni nación como Israel. Dios era su Dios, ellos eran su pueblo del Pacto Divino.

5. Bajo el Pacto, un solo hombre podía ahuyentar a mil en la guerra, y dos podían hacer huir a diez mil. Deuteronomio 32:30.

6. En los días del Rey David cuando la verdad del Pacto se convirtió en fuerza viva de la nación, David tenía guerreros del Pacto de Sangre que individualmente podían matar a ochocientos hombres en un solo combate. Sin arma alguna, ellos podían hacer pedazos a un león como si hubiese sido un cabrito. Tenían vigor físico y destreza para ejecutar hazañas. 2 Samuel 23:8-39.

7. Vivieron en salud, porque el Señor es el Sanador Éxodo 15:26.

III. LA DESCENDENCIA DE ABRAHAM ESCLAVIZADA Lucas 13:10-17.

Era un día de reposo y como era costumbre, el Señor Jesucristo entró en una sinagoga Lucas 4:18; 13:10. El Señor asistía a las sinagogas para orar y escuchar la lectura de las Sagradas Escrituras. Pero aquel día encontró en esa sinagoga a una mujer que estaba afligida por un espíritu de enfermedad.

1. Era una hija de Abraham. Todos los judíos son descendientes naturales de Abraham. Juan 8:37.

2. Las bendiciones que Dios le dio a Abraham son la herencia para sus descendientes Gálatas 3:29.

3. Todos los que estamos en Cristo, somos linaje de Abraham y herederos según la promesa.

IV. TENEMOS EL DERECHO A LA BENDICIÓN DE ABRAHAM. Gálatas 3:14.

Por haber quebrantado el pacto con Dios, vino como consecuencia la maldición expresada a través de las enfermedades, la pobreza y la muerte. Deuteronomio 28:15.

1. La mujer encorbada estaba siendo atormentada por un espíritu de enfermedad.

2. Cristo le restituyó la herencia de la bendición de la sanidad a esta hija de Abraham.

3. Cristo nos redimió de la maldición de la ley Gálatas 3:13. Él derramó su preciosa sangre para establecer un Nuevo Pacto con los seres humanos Mateo 26:27-28.

4. Dios se comprometió en el Antiguo Pacto por medio de un juramento. El fue el fiador del Antiguo Pacto. El dijo: por mi mismo he jurado. Así como Dios mismo respaldó el Antiguo Pacto, convirtiéndose en su fiador, así Jesús es el fiador de toda la Palabra en el Nuevo. Hebreos 7:22.

Conclusión. Somos hijos de Dios, descendientes de Abraham y herederos según la promesa. El Señor Jesucristo nos redimió de la maldición de la ley, para que pudiéramos vivir en la bendición de Abraham.

LA MÁXIMA

“Las batallas de la vida raramente son ganadas por el hombre más fuerte o por el que corre más a prisa; por lo regular, el que gana es quien cree que puede ganar” ARTUR CLARK

LA CONFESIÓN DIARIA

Para todo tengo recursos en Cristo que vive en mí. Cosas tremendas hará Dios conmigo. ESTE ES UN BUEN DÍA, SOY BENDECIDO.

DESCARGAS

Descargue La Semilla del domingo 29 de Octubre de 2017

Descargue el audio de la Predicación dominical del 29 de Octubre de 2017

LECTURAS DIARIAS

Lunes

Salmo 85

Martes

Salmo 86

Miércoles

Salmo 87

Jueves

Salmo 88

Viernes

Salmo 89

Sábado

Salmo 90

Domingo

Salmo 91

NUESTRAS ACTIVIDADES

PAI sede Principal

Jueves: 6:30 pm Reunión de Oración e interseción.

Domingo: 7:00 am y 9:00 am Escuela Dominical. 4:00 Reunión de Oración.

PAI sede Contador

Martes: 9:00 am Ayuno.

Sábado: 4:00 pm Ministración con énfasis en el Mensaje Dominical.

Domingo: 11:00 am Escuela Dominical.

Oremos por el ministerio radial de PAI. Todos los días por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM. A las 5:00 de la mañana. Los domingos la transmisión de la Escuela Dominical a partir de las 10:00 a.m. por AMBIENTE ESTÉREO 88.4 y por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM.

Sintonice todos los días a partir de las 9:00 de la noche AL QUE CREE TODO LE ES POSIBLE por Ambiente estéreo 88.4 FM y Emisora Nuevo Continente 1460 AM. Gracias por su ofrenda para este ministerio; usted y yo conformamos este equipo para bendecir a miles de oyentes.

Contáctenos

Sede Principal , Calle 17A # 33 - 61, Barrio Cundinamarca, Teléfonos: 7442851 - 2476106

Sede Norte, Calle 135 # 17A - 39, Barrio Contador, Teléfono: 8120058

Bogotá D.C. Colombia - E-mail: This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.