LA SEMILLA 16 DE DICIEMBRE DE 2018

APUNTE PASTORAL

“No temas porque yo estoy contigo, no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia” Isaías 41:10.

¡CAMBIO! Espero que esta palabra no lo asuste, sino que más bien lo inspire. Esta es la definición de HERBER SPENCER: “Una cosa viva se diferencia de una muerta por la cantidad de cambios que ocurren en ella”. El cambio es una evidencia de que hay vida. Es imposible crecer si no hay cambio. Las personas que no pueden cambiar de idea no pueden cambiar nada. La verdad es que la vida siempre está en algún punto de cambio.

Lo que la gente quiere es progreso; siempre y cuando lo puedan tener sin cambio. ¡Eso es imposible! Usted debe cambiar y debe reconocer que el cambio es su mayor aliado. La persona que nunca cambia de opinión, nunca rectifica sus errores. La verdad es que el camino al éxito está siempre en construcción.

La fórmula del éxito de ayer a menudo es la fórmula del fracaso de mañana. Considere lo que dijo una vez Thomas Watson, el fundador de la Compañía IBM: “Hay un mercado mundial para unas cinco computadoras”. ¿Dónde estaría la IBM hoy si el señor Watson no hubiera estado dispuesto a cambiar?

Usted no puede llegar a ser lo que ha sido destinado a ser si permanece donde está. John Patterson reflexionó: “Solo los necios y los muertos no cambian de opinión. Los necios no lo harán. Los muertos no lo pueden hacer”. Si usted no respeta la necesidad de cambio, considere lo siguiente: ¿Cuántas cosas ha visto que han cambiado en el transcurso del último año?

Cuando usted se cambia así mismo, las oportunidades van a cambiar. La misma forma de pensar que lo ha traído al lugar donde está ahora no necesariamente lo va a llevar adonde quiere ir.

Sante Boeve descubrió esta verdad: “Hay personas cuyo reloj se detiene a una cierta hora y se quedan en forma permanente en esa edad”.

No le tema al cambio, porque es una ley incambiable de progreso. El hombre que usa los métodos de ayer en el mundo de hoy no va a estar negociando mañana. ¡Una persona tradicional es simplemente alguien cuya mente esta abierta a ideas nuevas, siempre y cuando sean las mismas ideas viejas!

“Hay personas que no solamente luchan para permanecer estáticas, sino que luchan para que todo esté así. Su posición es casi absurdamente sin esperanza” Odell Shepard. Mignon Mc Laughlin dijo: “La gente menos feliz es la que teme más al cambio”.

Cuando se rompen los patrones y las tradiciones, emergen nuevas oportunidades. Cuando usted defiende sus faltas y errores está probando que no los quiere dejar. Todo el progreso se debe a aquellos que no estuvieron satisfechos con dejar todo como está. No tuvieron miedo de cambiar. El cambio no es su enemigo, es su amigo. La Biblia dice: “Renovaos en el espíritu de vuestra mente, y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad”. Efesios 4:23-24. ESTA ES UNA BUENA SEMANA, LOS BENDIGO.

LA FAMILIA

Dios nunca nos ha mandado a tener un amor que involucre afecto íntimo entre dos personas sobre la mera base de su atracción natural del uno al otro. Él no junta a un hombre y a una mujer para luego decirles: “Ahora ámense el uno al otro; y cuando yo vea que el amor que se tienen es suficientemente fuerte, entonces los voy a bendecir en el matrimonio”. El enamoramiento es una experiencia maravillosa, y cuando está acompañada por la modestia y la moderación, Dios comparte el placer de la experiencia. Bien pudiera ser éste el medio que condujera a dos personas al matrimonio, pero Dios no establece un matrimonio sobre el fundamento de esa mera atracción natural.

En el sermón de bodas que escribió a su sobrina, Dietrich Bonhoeffer expresó: “Del mismo modo que es la corona, y no simplemente el deseo de gobernar, lo que constituye a un rey, así, es el matrimonio, y no meramente vuestro amor del uno por el otro, lo que os junta ante los ojos de Dios y del hombre. Tan alto como Dios está sobre el hombre, así también están la santidad, los derechos y la promesa del amor. No es vuestro amor lo que sostiene al matrimonio, sino de ahora en adelante, es el matrimonio lo que sostiene a vuestro amor”.

El amor romántico como la única base viable para el matrimonio es uno de los axiomas de nuestra cultura que no ha sido examinado y que por consiguiente es seguido ciegamente. Con alegría suponemos que es la única base para el matrimonio que está de acuerdo con la libertad y la dignidad humanas, y puesto que el “amor” es parte de la fórmula, también debe ser más cristiano, es decir, a la manera de Dios. Efesios 5:21-33.

En muchas culturas, los matrimonios son concertados por los familiares de los novios en perspectiva. Una práctica semejante sería intolerable en nuestra cultura.

Para nosotros es inconcebible que un matrimonio concertado en tales términos pudiera ser feliz. Si lo fuera, lo atribuiríamos a la pura suerte. Y, sin embargo, los matrimonios felices no son invención de nuestra cultura.

Lo que es invención de nuestra cultura es la noción de que el amor romántico es la única base sólida para el matrimonio. Cabría preguntarse si nuestra cultura, siguiendo esta noción, ha producido menos matrimonios miserables. Cuando menos la tasa de divorcio lo deja a uno pasmado. Esposo, ame a su esposa como a su mismo cuerpo; y esposa, sujétese a su marido, como al Señor”.

PRINCIPIOS PARA UNA VIDA TRIUNFANTE

“Porque a mis ojos fuiste de gran estima, fuiste honorable, y yo te amé; daré, pues, hombres por ti, y naciones por tu vida”. Isaías 43:4.

El primer principio para la vida triunfante es reconocer lo que usted vale. Cuando lo reconozca hará que semillas de grandeza germinen en su interior.

Mantenga nutridas esas semillas, pensando en ellas y reafirmando lo que usted vale, hasta que su actitud y su conducta sean transformadas.

Esas semillas crecerán, como si un milagro se estuviera llevando a cabo en usted. Comenzará a pensar, sentir y hablar como alguien que tiene valor y dignidad. Su valor propio le merecerá respeto. Los demás lo tratarán como usted mismo se trate. Lo va a ver como se vea a sí mismo.

Usted merecerá la confianza de la gente cuando practique tener confianza en sí mismo. Usted estará determinando lo que su vida vale a través de sus propios pensamientos, palabras y acciones. Jamás abrigue pensamientos denigrantes acerca de usted mismo. Nunca hable ni actúe como una persona de segunda clase.

Mantenga su mente en el cuadro que lo presenta a usted como una persona que es semejante a Dios. El valor propio y la autoestima son la ropa más noble que usted puede vestir. Hágase el propósito de jamás desacreditar ese usted que es de tanto valor para Dios. Tome la determinación de jamás degradar a ese usted que Dios creó a Su imagen.

Una vez acepte lo que vale ante Dios, entonces podrá aceptar el valor de los demás. Al tener cuidado de sí, tendrá cuidado de las demás personas.

Declare: Soy hijo de Dios, bendecido con toda bendición espiritual, por eso soy más que vencedor, saludable y prosperado. No tengo temor, porque mayor es el que está en mí que el que está en el mundo. Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.

EL MENSAJE DOMINICAL

Tema Principal: VIVA EN EL REINO DE LA ABUNDANCIA.

Texto Principal: Mateo 14:13-16.

Introducción: La compasión no es un sentimiento, es una persona. Dios es compasión, Dios es amor. No solo tiene amor, Él es amor. En San Mateo 14:14 dice la Biblia: “Y saliendo Jesús, vio una gran multitud, y tuvo compasión de ellos, y sanó a los que de ellos estaban enfermos”.

Jesús acababa de sanar a los enfermos con toda compasión, y los discípulos lo interrumpieron para decirle acerca de la multitud que se encontraba allí: “Despídelos”, mándalos a casa, ya es de noche, como si Jesús no lo supiera. El lugar es desierto, ¿Jesús no lo sabía? La Biblia dice que Jesús fue allí a propósito. El Señor Jesucristo conoce todos nuestros líos y situaciones, no hay nada que Él no sepa, nada nuevo que lo sorprenda. Todos nuestros líos Él puede y quiere arreglarlos Amén.

I. VIVA EN EL REINO DE DIOS.

El Reino de Dios es fe, paz, gozo, amor y abundancia. El reino de las tinieblas es muerte, enfermedad, incredulidad, temor, esclavitud, tristeza, odio y escasez Romanos 14:17.

1. Jesús estaba obrando en el Reino de Dios, Los discípulos en el reino de las tinieblas. Ellos le dijeron al Señor: “El lugar es desierto”, es solitario. El temor los había atrapado, porque el lugar era peligroso y de noche. Ellos se preguntaban cómo esa gente volvería a su casa.

2. Había escases de comida. No tenían agua, y había mucha gente.

3. En la esfera natural todo eso es cierto, pero en el Reino de Dios no. Jesús opera en el Reino de Dios, los discípulos operaban en el reino natural, uno se opone al otro. Uno opera en fe el otro opera en el temor.

4. La manifestación del poder de la Palabra de Dios es la razón por la que Jesús estaba en ese lugar.

II. EL PADRE LE DIJO A JESÚS LO QUE DEBÍA DECIR Y HACER.

Jesús dijo: “¿No crees que yo soy en el Padre, y el Padre en mí? Las palabras que yo os hablo, no las hablo por mi propia cuenta, sino que el Padre que mora en mí, Él hace las obras”. Juan 14:10.

1. El Padre que mora en mí, Él hace las obras. Lo primero de esa obra era decir a Jesús qué decir.

2. A Moisés le dijo qué hacer y qué decir. Éxodo 4:12.

3. A Josué le dijo qué hacer y qué decir Josué 1:1-9; 6:1-5.

4. En toda la Biblia veremos que este es el principio del Reino; Dios habla y nosotros repetimos pues Jesús dijo yo solo digo lo que oigo a mi Padre decir y hago lo que veo a mi Padre hacer, yo no debo hacer nada por mi cuenta. Juan 5:19, 30.

5. Apliquemos el mismo principio, busquemos del Señor, vayamos a Su Palabra, y pidámosle: haz en mi Señor conforme a tu Palabra, estoy a tus órdenes, estoy dispuesto por fe a solo decir lo que te oigo decir y hacer lo que te veo hacer y espero lo mismo que Jesús, que tú Padre hagas la obra.

III. PADRE, PON TUS PALABRAS EN MI BOCA.

Esto es lo que Dios ha hecho en nosotros, Él dice: “En tu boca he puesto mis palabras, y con la sombra de mi mano te cubrí, extendiendo los cielos y echando los cimientos de la tierra, y diciendo a Sion: Pueblo mío eres tú” Isaías 51:16. El Padre puso Su Palabra en la boca del Señor Jesucristo.

1. Jesús solo dijo lo que oyó decir al Padre e hizo solo lo que el Padre le dijo y luego el Padre obró. Jesús dijo, el Padre que mora en mí, Él hace las obras. Luego dijo, el que en mí cree (si realmente usted cree lo que le digo, “… las obras que yo hago, él las hará, porque yo voy al Padre”. Juan 14:10,12 Recuerda eso, todo lo que Jesús hizo, es porque Él dijo lo que le oyó decir al Padre.

2. En el estanque de Betesda sanó a un hombre. Jesús le dijo al enfermo: ¿Quieres ser sano? Jesús lo dijo porque fue lo que le oyó al Padre decir.

Conclusión: Cuando los discípulos le preguntaron al Señor Jesús cuándo había de venir el reino de Dios, Jesús les respondió: “…el reino de Dios está entre vosotros” Lucas 17:20-21. Si seguimos los principios del Reino de Dios y los aplicamos como el Señor Jesús lo hizo, veremos los resultados milagrosos de la obra del Padre.

LA MÁXIMA

“El que nunca cometió un error, nunca descubrirá nada. Aprendemos más por los fracasos que por los éxitos. Descubriendo lo que no vale, encontramos lo que vale”. SMILES.

LA CONFESIÓN DIARIA

Soy hijo de Dios, mi vida es como un jardín bien regado, como un árbol plantado junto a corrientes de aguas, daré mucho fruto y todo lo que haga prosperará. Se vislumbra un futuro mejor para mi familia. Cosas tremendas hará Dios conmigo. ESTE ES UN BUEN DÍA, SOY BENDECIDO.

DESCARGAS

Descargue La Semilla del domingo 16 de Diciembre de 2018

Descargue el audio de la Predicación dominical del 16 de Diciembre de 2018

LECTURAS DIARIAS

Lunes

Juan 5

Martes

Juan 6

Miércoles

Juan 7

Jueves

Juan 8

Viernes

Juan 9

Sábado

Juan 10

Domingo

Juan 11

NUESTRAS ACTIVIDADES

PAI sede Principal

Jueves: 6:30 pm Reunión de Oración e interseción.

Domingo: 7:00 am y 9:00 am Escuela Dominical. 4:00 Reunión de Oración.

PAI sede Contador

Martes: 9:00 am Ayuno.

Sábado: 9:00 AM Ministración con énfasis en el Mensaje Dominical.

Domingo: 11:00 am Escuela Dominical.

Oremos por el ministerio radial de PAI. Todos los días por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM. A las 5:00 de la mañana. Los domingos la transmisión de la Escuela Dominical a partir de las 10:00 a.m. por AMBIENTE ESTÉREO 88.4 y por la Emisora Nuevo Continente 1460 AM.

Sintonice todos los días a partir de las 9:00 de la noche AL QUE CREE TODO LE ES POSIBLE por Ambiente estéreo 88.4 FM y Emisora Nuevo Continente 1460 AM. Gracias por su ofrenda para este ministerio; usted y yo conformamos este equipo para bendecir a miles de oyentes.

Contáctenos

Sede Principal , Calle 17A # 33 - 61, Barrio Cundinamarca, Teléfonos: 7442851 - 2476106

Sede Norte, Calle 135 # 17A - 39, Barrio Contador, Teléfono: 8120058

Bogotá D.C. Colombia - E-mail: This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.